Testimonio de Amelia. Una gracia especial para su hija María del Pilar

0
417
Amelia Centeno entre la M. Liliana Alfonzo y M. Sonia Lucarelli (2018).

Una estampa le devolvió la esperanza. Se trata de un hecho que le aconteció a Amelia Centeno. El viernes 22 de junio de 2018 a las 17:10 se concretó el diálogo donde ella pudo contar su “gracia especial” recibida por intercesión de nuestro Padre Reginaldo Toro.

Amelia es madre de cinco hijos y trabaja en gastronomía. El día 9 de octubre de 2017 se comunicó por teléfono con las Hermanas Dominicas de San José para contarles una gran noticia, la mejor que espera una madre de una hija enferma; «que su hija se había curado de un cáncer grado dos», gracias a su oración confiada al Padre Reginaldo.

Madre Sonia Lucarelli referente en la Causa del Padre Reginaldo, le solicitó oportunamente un relato de cómo sucedieron los hechos, a fin de realizar un acta para agregar a la causa. Este es el relato textual de Amelia Centeno:

“María del Pilar tiene 31 años, le pusimos Pilar porque nació el 11 de octubre y el 12 celebramos a Nuestra Señora del Pilar. Es mi hija mayor, está casada, y en el 2017 debajo de la rodilla le sacaron un lunar, luego se hizo el análisis de biopsia y le detectan cáncer. Fue al oncólogo el cual le pide una PET, (tomografía por emisión de positrones), y le limpiaron bien la herida por las ramificaciones que ya había.  

En ese momento yo tenía la estampa del Padre Reginaldo en mi cartera y oraba. Mientras rezaba, me llamaron por teléfono para comunicarnos que el estudio había terminado. Al día siguiente me avisaron que el estudio había dado bien, que Pilar ya no tenía el cáncer. Tan solo solicitaron que se hiciera controles regulares.

Yo creo mucho en el poder de la oración, y que puede ayudar a los problemas de salud de mis hijos. Mi papá era ateo pero siempre nos llevaba a misa con mi mamá, fue catequista y vivió en Totoral hasta su fallecimiento. De ahí mi fe.  

Sigo rezando a nuestro Padre Reginado Toro, la estampa llegó a mis manos por M. Liliana Alfonzo en una procesión de la Virgen del Rosario del Milagro y la presencia del Señor del Milagro de Salta en esa procesión-  y desde entonces la sigo llevando en mi cartera.”

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí